POR LAS PUERTAS DE ORO Ver más grande

POR LAS PUERTAS DE ORO

hl_9788479103033

Nuevo

Por las Puertas de Oro se nos permite entrar al Santuario de la Naturaleza del Hombre. Al lugar de donde su vida-poder procede; y en donde el ser humano es sacerdote del Santuario de la Vida.

Es necesario mucho tiempo y gran concentración del pensamiento para poderse lanzar en dirección de la región desconocida de la naturaleza humana, con el objeto de que las puertas puedan abrirse y ser sus gloriosas perspectivas exploradas.

Cuando el hombre fuerte ha cruzado el umbral de las Puertas de Oro, ya no se dice nada más a los que al otro lado permanecen, y hasta las palabras que pronuncia.

Más detalles

El envío tarda de 2 a 7 días hábiles.

MXN 111.00

Seguridad en las formas de pago
Seguridad en las formas de pago

Ficha técnica

Formato Rústica
Medida 13.5 x 20.5
Peso 0.110
Páginas 80
Autor Mabel Collins
Editorial Humanitas

Más

POR LAS PUERTAS DE ORO

Por las Puertas de Oro se nos permite entrar al Santuario de la Naturaleza del Hombre. Al lugar de donde su vida poder procede. y en donde el ser humano es sacerdote del Santuario de la Vida.

Es necesario mucho tiempo y gran concentración del pensamiento para poderse lanzar en dirección de la región desconocida de la naturaleza humana, con el objeto de que las puertas puedan abrirse y ser sus gloriosas perspectivas exploradas.

Cuando el hombre fuerte ha cruzado el umbral de las Puertas de Oro, ya no se dice nada más a los que al otro lado permanecen, y hasta las palabras que pronuncia, cuando todavía no ha pasado, están llenas de misterio. Únicamente los que sigan sus pasos podrán ver brillar su Luz.

Reseñas

Escribe tu opinión

POR LAS PUERTAS DE ORO

POR LAS PUERTAS DE ORO

Por las Puertas de Oro se nos permite entrar al Santuario de la Naturaleza del Hombre. Al lugar de donde su vida-poder procede; y en donde el ser humano es sacerdote del Santuario de la Vida.

Es necesario mucho tiempo y gran concentración del pensamiento para poderse lanzar en dirección de la región desconocida de la naturaleza humana, con el objeto de que las puertas puedan abrirse y ser sus gloriosas perspectivas exploradas.

Cuando el hombre fuerte ha cruzado el umbral de las Puertas de Oro, ya no se dice nada más a los que al otro lado permanecen, y hasta las palabras que pronuncia.

Escribe tu opinión

30 otros productos de la misma categoría: