ACÚFENOS: LA SOLUCIÓN Ver más grande

ACÚFENOS: LA SOLUCIÓN

nl_9788491112334

Nuevo

60 consejos para neutralizarlos y determinar su origen

Sientes unas molestias auditivas que te resultan insoportables: zumbidos, golpecitos o silbidos, y… ¡has probado ya todo!

En las revistas y las publicaciones sobre salud, vemos cómo periódicamente surgen nuevos tratamientos milagrosos relacionados con los acúfenos o hiperacusia, pero las esperanzas que generan tardan muy poco en desvanecerse.

El término «acúfenos» engloba diversas afecciones, y se trata de una palabra genérica para referirse a ciertas percepciones auditivas muy molestas cuya naturaleza y causa deben conocerse.

Más detalles

El envío tarda de 2 a 7 días hábiles

MXN 360.00

Seguridad en las formas de pago
Seguridad en las formas de pago

Ficha técnica

FormatoRústica
PublicaciónJunio 2017
Medida15.5 x 23.5
Peso0.280
Páginas224
AutorDr. Jean-Loup Dervaux
EditorialObelisco

Más

ACÚFENOS: LA SOLUCIÓN

60 consejos para neutralizarlos y determinar su origen

Sientes unas molestias auditivas que te resultan insoportables: zumbidos, golpecitos o silbidos, y… ¡has probado ya todo!

En las revistas y las publicaciones sobre salud, vemos cómo periódicamente surgen nuevos tratamientos milagrosos relacionados con los acúfenos o hiperacusia, pero las esperanzas que generan tardan muy poco en desvanecerse. El término «acúfenos» engloba diversas afecciones, y se trata de una palabra genérica para referirse a ciertas percepciones auditivas muy molestas cuya naturaleza y causa deben conocerse.

La clasificación funcional práctica y clara de los mecanismos que producen los acúfenos permite adoptar unos tratamientos especiales, lo más naturales posible, adecuados para cada individuo. Se trata de unos cuidados que engloban enfoques de la medicina alopática y de la medicina alternativa, así como recetas no medicamentosas.

El libro, que se divide en dos grandes partes, incluye 60 consejos comentados en profundidad. En la primera parte, el lector se familiarizará con el universo de los acúfenos, sus causas y sus mecanismos. La segunda le permitirá hacerse cargo de este problema auditivo y le ayudará a adoptar una prevención adecuada.

Se trata de una obra indispensable para aquellas personas que no desean que los acúfenos se adueñen de su vida y de su bienestar.  

Índice

Introducción: ¿Un acúfeno o varios? . . . . . . . . . . . . . . . . . .  . . . . 7

I. Analiza tus acúfenos . . . . . .  . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 9

Analiza la dolencia . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .10

¡Encuentra a tu adversario! . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 10

1. Definirlo con precisión . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 11

2. Análisis de los diferentes tipos de acúfenos . . . . . . . .  . . . . . . 13

¡Obsérvate! . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 16

3. Analiza objetivamente tu molestia . . . . . . . . . . . . .  . . . . . . . . . 16

4. Percibe las diferentes evoluciones . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 19

5. Observa bien los problemas asociados . . . . . . . . .  . . . . . . . . . 22

Sigue tu acúfeno de cerca . . . . . . . . . . . . . . .. . . .  . . . . . . . . . . . 28

6. A nivel de la vía auditiva . . . . . . . . . . . . . . . . . .  . . . . . . . . . . . 28

7. Otros lugares de producción . . . . . . . . . . . . . . . .  . . . . . . . . . . 30

8. Sigue su camino . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 33

¡Evalúa los daños colaterales! . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .. . . . . . . 35

9. Las consecuencias físicas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .  . . . . 36

10. El contraataque psicológico . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 37

11. Las repercusiones en la vida cotidiana . . . . . . . . .  . . . . . . . . . 39

¡Acude al médico! . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 43

12. Su desarrollo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 43

13. Exámenes útiles . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .. . . . . . . . . . 44

14. Edad y sexo: recuerda su papel . . . . . . . . . . . . . . .. . . . . . . . . 47

Comprende sus diferentes causas . . . . . . . . . . . . . .. . . . . . . . . . . 50

15. Comprender los mecanismos de base . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 50

16. Enumera los factores favorecedores . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 57

17. Examina otros aspectos alternativos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 62

18. Clasifícalos con lógica . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 67

Examina los acúfenos problemáticos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 72

19. Define el acúfeno rebelde . . . . . . . . . . . . . . . . . . .  . . . . . . . . . 72

20. Sigue una de las pistas posibles . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 73

21. Encuentra tu tipo de acúfeno . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 75

Test. Evalúa tus acúfenos . . . . . . . . . . . . . . . . .  . . . . . . . . . . . . . . 85

¿Cuál es su gravedad? . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 85

¿Cuáles son sus repercusiones? . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 86

¿Sufres hiperacusia? . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .  . . . . . . . . . . 88

¿Cuáles son las consecuencias psicológicas? . . . . . . . . . . . . . . . 90

II. Tratar y prevenir los acúfenos . . . . . . . . . .. . . . . . . . . . . . . . . . . 93

Colabora en la estrategia. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 94

22. Determina con claridad tu objetivo . . . . . . . . . .  . . . . . . . . . . .  94

Los fármacos convencionales... . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 95

23. ...De tipo circulatorio . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 96

24. ...Para calmar la fibra nerviosa . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 99

25. Los psicotrópicos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 100

Remedios alternativos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 103

26. Los oligoelementos de base . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 104

27. Los oligoelementos complementarios . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 105

28. La homeopatía de diátesis . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 105

29. La homeopatía sintomática . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 106

30. La fitoterapia antiacufénica . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 107

El uso de terapias no medicamentosas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 113

31. Ocultador y prótesis auditiva . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 114

32. Psicoterapias y Tinnitus retraining therapy . . . . . . . . . . . . . . . . 115 

33. Acupuntura y auriculoterapia . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 116

34. Kinesioterapia y osteopatía . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 118

35. Autosugestión y visualización . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 119

36. Ayuda psicológica . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .  . . . . . . . . . . . 121

37. La micronutrición selectiva . . . . . . . . . . . . . . . .  . . . . . . . . . . . 122

38. Curas termales y marinas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 124

39. Fisioterapias locales . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 125

40. La autoterapia por sonido . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 126

41. La práctica de la postura inversa . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 127

Adapta el tratamiento a tus acúfenos . . . . . . . . . . . . . . .  . . . . . . . 130

42. Si se trata de un acúfeno circulatorio . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 130

43. Si se trata de un acúfeno neurológico . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 133

44. Si se trata de un acúfeno psicógeno . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 135

45. En todos los casos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 138

Una buena prevención . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .  . . . . . . . . . . 143

Sigue los consejos «a la carta» . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 143

46. Protégete de las variaciones sonoras . . . . . . . . . . . . .  . . . . . . 143

47. Lucha contra los oxidantes . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 145

48. Practica regularmente el «entrenamiento cervical» . . . . . . . . . 154

49. Define tu higiene cardiocirculatoria . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 155

Lucha contra el estrés . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .  . . . . . . 158

50. Emplea los procesos mentales . . . . . . . . . . . . . . . . . .  . . . . . . 158

51. Utiliza los métodos físicos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 161

52. Acepta que te ayuden . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 165

53. Sigue estos diez consejos antiestrés . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .167

54. Practica la higiene mental antiestrés . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 168

55. Modula tu perfil psicológico . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 170

Practica la buena higiene física . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 174

56. Sigue una buena dieta . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 174

57. Retoma el ejercicio físico . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 181

58. Asegúrate de que descansas bien . . . . . .  . . . . . . . . . . . . . . . 184

59. Evita ciertas sustancias nocivas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 187

60. Aprecia objetivamente los resultados . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 191

Conclusión: ¡No dejes que un acúfeno te dicte su ley! . . . . . . . . . 193

Anexo: La alimentación antiacufénica . . . . . . . . . . .  . . . . . . . . . . 195

La alimentación a base de magnesio . . . . . . . . .  . . . . . . . . .  . . . 195

Algunas recetas antioxidantes... . . . . . . . . . .. . . . . . . . . . . . . . . . 196

Fuentes . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .  . . . . . . . . 209

Direcciones útiles . .  . . . . . . . . . . . . . . . . . . .  . . .  . . . . . . . . . . .  209

Reseñas

Escribe tu opinión

ACÚFENOS: LA SOLUCIÓN

ACÚFENOS: LA SOLUCIÓN

60 consejos para neutralizarlos y determinar su origen

Sientes unas molestias auditivas que te resultan insoportables: zumbidos, golpecitos o silbidos, y… ¡has probado ya todo!

En las revistas y las publicaciones sobre salud, vemos cómo periódicamente surgen nuevos tratamientos milagrosos relacionados con los acúfenos o hiperacusia, pero las esperanzas que generan tardan muy poco en desvanecerse.

El término «acúfenos» engloba diversas afecciones, y se trata de una palabra genérica para referirse a ciertas percepciones auditivas muy molestas cuya naturaleza y causa deben conocerse.

Escribe tu opinión

30 otros productos de la misma categoría: